viernes, 6 de abril de 2018

[Película] Crítica de Annabelle (2014)

Annabelle.

Título original Annabelle

Año 2014

Duración 98 min.

País Estados Unidos

Dirección John R. Leonetti

Guion Gary Dauberman

Música Joseph Bishara

Fotografía James Kniest

Reparto Annabelle Wallis,  Ward Horton,  Alfre Woodard,  Eric Ladin,  Gabriel Bateman, Paige Diaz,  Tony Amendola,  Michelle Romano,  Brian Howe,  Morganna May, Kerry O'Malley,  Ivar Brogger,  Geoff Wehner,  Shiloh Nelson,  Sasha Sheldon

Productora Warner Bros. Pictures / Evergreen Media Group / New Line Cinema

Género Terror | Sobrenatural. Muñecos. Spin-off. Años 70




Crítica.

"May God have mercy on your soul!"

John Form encuentra el regalo perfecto para su mujer embarazada, Mia: una preciosa e inusual muñeca vintage que lleva un vestido de novia blanco inmaculado. Sin embargo, la alegría de Mia al recibir a Annabelle no dura mucho. Durante una espantosa noche la pareja ve como miembros de una secta satánica invaden su hogar y los atacan brutalmente. No sólo dejan sangre derramada y terror tras su visita…los miembros de la secta conjuran a un ente de tal maldad que nada de lo que han hecho se compara al siniestro camino a la maldición que ahora es… Annabelle. 

Dirigida por John R. Leonetti, en la que probablemente es su mejor película. No es que sea un buen director viendo sus anteriores producciones (Efecto mariposa 2 y Mortal Kombat: Aniquilación).

Ya escribí esta crítica en el pasado pero he tenido que darle otra oportunidad a Annabelle y, por desgracia, me sigue pareciendo igual de mala.
Esta película tiene numerosos fallos, los cuales voy a exponer a continuación:
  • Es imposible empatizar con los personajes, son estúpidos y no actúan como lo haría un ser humano racional.
  • La mayoría de los sustos son fáciles (imagen sorpresa con subida repentina de volumen).
  • El guión no es capaz de transmitir un nivel mínimo de atractivo ni de interés.
  • "Tiré la muñeca en un cubo de basura y ha aparecido en una caja de la mudanza" VAYA COINCIDENCIA NADA SOSPECHOSA NI EXTRAÑA. Así con todo...
  • Se salta sus propias normas.
Voy a explicar el último punto más detenidamente ya que fue la gota que colmó el vaso. Las películas de terror se suelen mantener dentro de ciertos márgenes argumentales para dar la sensación de que, a pesar de que el mal tiene una gran ventaja en poder, también tiene un handicap que puede hacer vencer a los mortales. Annabelle puede ser un recipiente y moverse haciendo lo que quiera o puede ser un objeto al cual está enlazado un ser maligno que puede actuar siempre y cuando la muñeca esté próxima. Pues bien, esta película va danzando entre lo uno y lo otro. La muñeca es un recipiente y así lo dan a entender, pero el ente maligno puede hacer lo que quiera y donde quiera. Puede llevarse la muñeca a cualquier parte, por lo que no está ligado a ella sino dentro de ella, pero puede actuar aunque la muñeca no esté presente ni cerca. Se han quedado a medias entre una película de fantasmas y una de muñecos poseídos haciendo que el mal tenga muy pocas desventajas y dé la sensación, en todo momento, de que no hay nada que hacer. Algunas personas dicen que esto es un "no saber qué hacer" y puede ser más fácil de entender que todo mi razonamiento anterior, viene a ser lo mismo.

Esta película se abona al susto medio fácil, a un guión sin ideas propias que intenta coger de aquí y de allá pero que no consigue nada y a unos personajes tan estúpidos que realmente pienso que en un incendio correrían hacia el fuego. Simplemente no hacen casi nada bien, exceptuando la escena del ascensor. Lo poco que sale Annabelle en The Conjuring es más aterrador que toda esta película. Mi nota es un 3.